jueves, 19 de febrero de 2009

El cielo y el infierno

En los Simpson, según Lenni el cielo es un lugar donde todos los "ángeles" son Carl, para el director Skinner es una escuela con butacas de oro y la mayor colección de libros, Ned Flanders le dice a sus hijos que saluden a Jesús con respeto, mientras Tod (su hijo) le pregunta: ¿Buda estará en el cielo también? XD... El diablo recibe a Homero con un castigo por "pecar" de gula, de esta forma es obligado a comer todas las roquillas del infierno hasta que reviente, pero el hambre de Homero no parece tener fin y termina con las rosquillas, lo único que lo hace sufrir en ese lugar es darse cuenta que no hay salsa para las costillitas =D.

Dante Alighieri en su poema teológico, la divina comedia, describe como el infierno esta dividido en nueve círculos donde los condenados son castigados según la gravedad de sus pecados, en el purgatorio las almas van purificándose conforme suben los escalones hacia el cielo y finalmente en el cielo encuentra lo más amado para él y en el centro de todo esta Dios. La descripción de Dante da una idea de cómo es el cielo y el infierno en la religión judeocristiana.

De esta forma el cielo es un lugar donde todo es felicidad y se tiene lo que mas deseamos en vida y en el infierno se tiene todo lo contrario, dolor y castigo... Sin embargo, el deseo persistiría, ya sea el deseo de ser feliz eternamente o el deseo de no ser castigado y sufrir...

En el Budismo no existe ni el cielo ni el infierno,... recuerdo una pregunta que alguien hizo a un lama respecto a que porque no creían en ninguno de los dos, a lo que el respondió: Si una persona que vive sesenta años de pura maldad va al infierno es una condena muy severa el pasar una eternidad (millones de millones de .... de años) siendo torturado y castigado, de igual forma si una persona vive sesenta años de pura bondad es un regalo muy grande pasar la eternidad en gloria...

Tanto en el Budismo como en las grandes religiones del mundo el camino para vivir de forma correcta es muy similar: vivir con amor, paz y armonía con todo lo que nos rodea y seguir la gran ley: el odio no se combate con odio sino con amor.

En las religiones donde creen en el cielo y el infierno, si una persona vive una vida de maldad y en los últimos momentos de su vida se arrepiente podrá entrar al cielo, desde mi punto de vista esto puede llevar a alguna persona a decir: no importa lo que haga, si al final me arrepiento podré ir al cielo... ahora bien, en el Budismo existe el karma, pero también la ausencia de "yo", así que una persona puede vivir de una manera incorrecta y al morir, renacer en un ser que "absorba" este karma; y la persona del primer ejemplo podría decir: puedo vivir haciendo todo el mal que me plazca, total si renazco no tendré conciencia de eso y si sufro no seré "yo"...

Pero entonces, ¿Qué hace que un budista haga el menor daño posible?... el objetivo. Un practicante del budismo trata de romper con este ciclo o ciclos, es decir no renacer mas, no ir ni al cielo ni al infierno, no renacer en ningún ser vivo, pues cada vez que se renace, dada la ausencia del "yo", se vuelve a sufrir,… la compasión en esta filosofía también aumenta, pues se reconoce que cualquier ser vivo pudo ser un ser querido en una vida pasada…

"He viajado en la noria de incontables nacimientos

buscando en vano al Creador.

Qué dolor es nacer una y otra vez.

Pero, ahora, he desentrañado tu misterio, Creador.

No construirás la casa nunca más.

Tus tejados han sido derribados.

Tu viga maestra derrumbada.

Mi mente ha logrado la paz del nirvana

y ha logrado acabar con el deseo."

Buda

3 comentarios:

Gustavo dijo...

Empezamos bien con la ilustracion de los Simpson. Pero me sorpredi con tu afirmacion
"La descripción de Dante da una idea de cómo es el cielo y el infierno en la religión judeocristiana."

Creo que tienes una informacion errada al respecto, curiosamente en la Biblia, no aparece el termino "felicidad". Y en ninguna parte se afirma que iras al cielo por portarte bien. Hay una brecha entre el budismo y el cristianismo en cuanto esta vision, y acabas de acceder precisamente a eso.

Gustavo dijo...

Tampoco aparece el termino "Cielo· e "Infierno"

Gustavo dijo...

Y ya que el tema se presta que te parece si hacemos el siguiente experimento mental.


Toma al budista (o bien "x" pesona) más vil del que hayas escuchado. Imagínate que te sientas al lado de su cama un corto rato luego de que fallece. El dice, al estilo Sinatra, "lo hice a mi manera." Y luego añade riendo "y me salí con la mí también." En nuestro experimento mental, la regla es que debes decirle algo, y cualquier cosa que digas debe fluír directamente de tu vision budista—y debe retar la moralidad de sus elecciones. ¿Qué puedes posiblemente decir? Se salió con la suya. Hay mucha injusticia detrás de él, la cual él perpetró, y ninguna justicia delante de él. Tú no tienes base para decirle cualquier otra cosa que señalar a tu conjunto de prejuicios y preferencias personales. Se lo mencionas, y él levanta los hombros. Ya lo hice!

Ciertamente estoy dispuesto a tomar el mismo experimento mental. Puedo imaginar a algunos Cristianos bastante viles, y aunque no pudiera, estoy seguro de que tú pudieras ayudarme. La diferencia entre nosotros es que yo tengo una base para condenar el mal, aún dentro de su apariencia Cristiana. Tú no tienes base para confrontar la maldad en la apariencia Budista ni en la apariencia Cristiana tampoco. Cuando tú dices que cierta práctica es malvada, tienes que estar preparado para decirnos por qué es malvada.

O ¿me equivoco?

La respuesta es dentro de la vision Budista